Las hojas de Enero

Publicada en Publicada en Equipo Enero

La marca Enero surge de su posicionamiento. Simboliza todos aquellos matices que hacen de Enero un estudio diferente: su humanidad, su sencillez, su calidez. Simboliza el brote, el surgir de las buenas ideas y de los proyectos con personalidad propia.

Para comunicar las tres áreas de especialización del estudio (hospitales, rehabilitación y hoteles) se han diseñado tres símbolos de igual estilo pero diferente configuración, tres hojas que le dan a la identidad visual del estudio un carácter dinámico singular. ¿Quieres saber lo que representa cada una de ellas?

 

Arce blanco (falso plátano)

La hoja del arce blanco o falso plátano nos cobija en parques y jardines, es el resguardo natural que tenemos del sol cuando más aprieta en las zonas templadas del planeta. Es hospitalidad natural, como la que encontrará quien se aloje en los hoteles diseñados por Enero Arquitectura. Hacemos arquitectura para el viajero.

Al lado de las aguas está, como leyenda,
En su jardín murado y silencioso,
El árbol bello dos veces centenario,
Las poderosas ramas extendidas,
Cerco de tanta hierba, entrelazando hojas,
Dosel donde una sombra edénica subsiste.

Luis Cernuda, El árbol. Dedicado al falso plátano que veía desde su habitación en Cambridge

 

Laurel

El laurel es grandeza, historia y tradición. En Grecia fue consagrado a Apolo y dio forma a las coronas con las que pasaron a la historia poetas, deportistas y guerreros. El verde de sus hojas pervive en el tiempo aunque sean arrancadas del árbol. En Enero Arquitectura creemos en la gloria duradera de los edificios que rehabilitamos. Recuperamos la memoria histórica, nos gusta el laurel. Hacemos arquitectura para el coleccionista.

¡Oh laurel divino, de alma inaccesible,
siempre silencioso, lleno de nobleza!
¡Vierte en mis oídos tu historia divina,
tu sabiduría profunda y sincera! 

Lorca, en Invocación al laurel

 

Roble

El roble evoca fortaleza y longevidad. Fue sagrado para los griegos, venerado por los druidas y consagrado a Júpiter por los romanos. Aunque hay quien lo asocia con la guerra, en Enero Arquitectura nos apoyamos en la sabiduría popular para utilizarlo como símbolo de salud. Hacemos arquitectura para el paciente.

El alto roble parece
que recalca y ennudece
su robustez como atleta
que, erguido, afinca en el suelo.

Antonio Machado, en Las encinas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *